Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5


Arriba: Joachim Löw (Entrenador de Alemania, sommelier de fluidos nasales); Árbitros (Seres que no saben aplicar un reglamento ni el VAR); Ezequiel Carboni (Entrenador sin suerte, ni partidos ganados); Chiqui Tapia (Presidente de la AFA, vendehumo, asesino de S); AFA (Ente del mal, matafutbol); VAR (Instrumento tecnológico que nadie sabe usar y todos putean); Jorge Sampaoli (Pelado que gana mas de 100 pesos, bluf).

Abajo: Barras (Termos violento, matafutbol); Periodistas deportivos (Vendedores de humo compulsivos, lobistas profesionales); CONMEBOL (Ente del mal, ladrones]); Alejandro Domínguez (Jefe de la mafia de la CONMEBOL).

Selección.
Llegamos al final del 2018 y con él se viene esta selección del mal que es el antiequipo de dicho año. Un equipo con lo peor que pasó y nos pasó este año. Los que integran este antiequipo no necesitan presentación y mucho menos una explicación de porqué son titulares indiscutidos. Un 2018 donde el Chiqui Tapia chocó una y otra vez a la AFA y a la Selección, sin contar cómo se siguió cagando completamente en el hincha y en los clubes. Otro que se estampó de lo lindo fue Jorge Sampaoli. Chocó el fitito de la selección contra un edificio. Hizo una convocatoria que daba asco, los jugadores se lo comieron crudo en medio del mundial, casi terminó dirigiendo Mascherano. La selección pasó vergüenza contra Croacia y muchos jugadores aún están tratando de alcanzar a Mbappé. Desastre. Otro DT que fue un desastre: Ezequiel Carboni. Equipo que tocaba, equipo que no volvía a ganar y que caía en la tabla de posiciones y del promedio. Hablando de caídas, la patinada que pegó Joachim Löw fue monumental. Alemania no solo se quedó afuera en fase de grupos, sino que cuatro meses después descendió en el torneo grondonista que inventaron en la UEFA, ah pero juega lindo y tiene 750 llegadas al arco por partido, digamos todo.


Pero si vamos a los reyes de la inmundicia, el premio es para los hijos de una galaxia muy muy lejana de putas de la CONMEBOL, con Alejandro Domínguez a la cabeza. Sanciones a discreción, jugadores que estaban suspendidos pero jugaban igual porque el sistema “comet”  (nunca un chiste fue tan fácil) les falló. Eso implicó que equipos como River y Boca no tuviesen sanciones, pero que Santos se quedará afuera. Solo por citar un ejemplo. Ni hablar de llevar la final de la Libertadores a Madrid tras contradecirse mil veces. Pus, orín y caca por dónde se lo mire. Tampoco nos olvidamos de Daniel Angelici, que cada día es menos soportado por la gente de Boca.

El VAR siguió haciendo un desconche terrible en el futbol, bah en realidad los que hacen desastre son los árbitros que no saben usarlo. El VAR es como un arma, podes usarlo como defensa, el tema es que lo están usando para pegarse un tiro en las patas.  Tampoco nos podemos olvidar de los termos violentos, esos que cagaron una final de Copa Libertadores , que viven cagándose en sus clubes, de los cuales dicen ser hinchas, y ni hablar en el hincha. Mientras existan dirigentes y políticos que los banquen, ni una ley o metiendo un artículo en la Constitución Nacional, van a cambiar. Finalizamos hablando de los siempre queridos periodistas deportivos, esos que hacen lobby, que venden humo a granel, aquellos que trtan un partido de futbol como si fuese de vida o muerte, termeando a mansalva y luego cuando pasa algo se indignan como Doña Rosa…

Tal vez nos olvidamos de poner a alguno en este antiequipo anual, pero a estas alturas del año estamos más quemados que las promesas del Chiqui Tapia. Les enviamos un abrazo enorme y que tengan un excelente 2019.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios.:


Top