Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Arriba: Luis Miguel Segura (Inútil profesional, presidente al pedo de la AFA); Claudio “Chiqui” Tapia (Presidente de Barracas Central, bruto, Moyanista, basurero, asesino de eses); AFA (Asociación anarquía, Huérfana desde la partida de Don Julio);  Hugo Moyano (Sindicalista, presidente de Independiente, polifuncional, apretador profesional).

Abajo: Víctor Blanco (Presidente de Racing, che pibe de Tinelli); Marcelo Tinelli (Vicepresidente de San Lorenzo, creador de puterios, futuro presidente de la Superliga, multimillonario); Daniel Angelici (Presidente de Boca, Macrista, genocida de eses, rosquero judicial); Rodolfo D’Onofrio (Presidente de River, enemigo del Vasco Arruabarrena, Tinellista, vendedor de seguros); Julio Grondona (Alma mater de todo este quilombo afista)

Selección.
Una antiequipo bastante similar al que habíamos puesto hace 15 días atrás, cuando el escandalo AFA parecía que tocaba su punto máximo, pero no, la AFA siempre puede caer más bajo. Vamos a hacer un paralelismo bastante berreta y porno, si se quiere, alejen a los menores de la pantalla. Hay una película porno bastante hard que data de hace tiempo que se llamaba “one cup and (un número que no nos acordamos porque la manuela nos ha hecho perder la memoria) girls”… nos contaron eh, nos contaron… En donde un grupo de señoritas tiene una copa y en ella hacen bastantes cosas sucias y coprófagas. Eso es la AFA, salvo que en lugar de una copa hay un sillón (o poder) y en lugar de señoritas están el Chiqui Tapia, Hugo Moyano, Luis Segura, Daniel Angelici, Rodolfo D’Onofrio, Marcelo Tinelli, Víctor Blanco… solo por citar a los cabecillas de esta revuelta. Todos se mandan cagadas, llenan de mierda todo, y el desastre que hacen tiene niveles pornográficos. Mientras tanto la AFA se hunde en un mar de mierda. Tinelli se bajó de su candidatura a presidente de la AFA por “motivos de índole personal” y si, porque a él le copa más personalmente la creación de la superliga. Después se fue Blanco y D’Onofrio, ambos presentaron sus respectivas renuncias. Todo esto justo en el día del bombero voluntario, que mejor homenaje que prender fuego la AFA.  Ah y en el medio de la orgia de papelonazos, Blanco anuncia que Racing y Lanús jugaran una final de “transición” entre Racing y Lanús… Del otro lado Moyano, el Chiqui Tapia y Segura  que negociando son menos abiertos que una defensa del Cholo Simeone. Mientras el futbol agoniza, la selección no tiene para llevar sparrings, clubes quebrados, jugadores que no cobran y en la AFA siguen peleándose como vedettes. Todos estos tipos están logrando algo que jamás pensábamos que iba a pasar: extrañar a Don Julio.

¿La superliga es buena o mala? Difícil saberlo si no se vio nada del proyecto. Si su modelo a seguir a rajatabla es la de España, o sea la Liga Profesional, mucho no convence. En la madre patria en los últimos 10 años solamente el Atlético Madrid pudo doblegar la hegemonía del Real y del Barça y es el Aleti eh. Para encontrar un no tan “grande” o “millonario”,  nos tenemos que remontar hasta 2003/04: en ese caso fue el Valencia. ¿Y antes? Antes la manejaba la Real Federación Española. Si uno mira con detenimiento antes de la creación de la LPF, el Real y el Barcelona salían campeones pero no arrasaban tanto, había más diversidad de equipos campeones. Desde el 84/85 el  Real Madrid y Barcelona arrasan. Si a eso le sumamos que “La Liga” tuvo que ser salvada por el estado español en dos oportunidades y que su titular esta investigado por garca, no es un buen espejo. Claro, que pase en España no significa que acá pase lo mismo. Nos movemos a la Premier y notamos que hay más diversidad en cuanto a campeones, claro ejemplo de ello es el Leicester. El temita es que atrás de todo club hay un inversor de medio oriente o del sudeste asiático y muchos son sociedades. Claro que ambas generan una fuente inagotable de negocios, una marca fuerte y todo lo que gustan contar a los dirigentes pero que a los clubes chicos no les conviene. Claro, los hinchas de los grandes son mayoría y ahí está el eterno dilema del huevo y la gallina.

Si nos preguntan por un candidato, diríamos que ninguno, pero si nos aprietan un poco,  decimos que Armando Pérez hasta ahí nomás. Es el menos manchado de todos, viene del interior (sabe en carne propia cómo el poder central porteño de la AFA hace y deshace) y en Belgrano hizo un buen laburo. Además fue uno de los que se opuso a Don Julio y su amorfo torneo de 30, aunque después término levantando la manito… Deja nomas, seguimos bancando a José Ninguno. Aunque también bancamos a D’Onofrio en sus dichos del año pasado cuando dijo que había que poner una bomba en la AFA y empezar todo de cero. Ese proyecto si lo bancamos eh.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top