Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Policías de a miles. Otro clásico.
Se viene una  jornada de clásicos, en esta fecha 12 se volverán a cruzar los rivales de toda la vida, tal como sucedió en la fecha 24 del torneo pasado. Aquellos equipos que no tengan a su clásico rival en primera, jugaran un partido con aquel equipo más cerca geográficamente. Sin embargo en un futbol argentino cada vez más irascible e iracundo el futbol ha quedado relegado. “Yo ya estoy preparándome para el clásico del domingo, ya corte papelitos, compre globos y escribí en la puerta de la sede cuatro amenazas a los hijos de re mil putas esos que tenemos de jugadores”, comenta un hincha mientras escribe una carta intimidatoria con sangre. Según el filósofo y antropólogo francés, Jean Grand-père Barriteux, la fecha de clásicos despierta una obsesión con el triunfo. “En una sociedad exitista, el pertenecer a una casta, en este caso a un club de futbol, provoca un sentimiento de querer lograr la victoria cueste lo que cueste, ya que esos putos el ultimo clásico caminaron y se cagaron en todos nosotros, manga de mercenarios, si no corren les van a llover balas a esos putitos” desliza el prestigioso antropólogo mientras agita una faca tumbera.

Con esta creciente ola de amenazas y mensajes intimidatorios a los jugadores de tal o cual equipo, muchos ponen en tela de juicio la realización de una fecha como esta. “Hoy por hoy lo más clásico de esta fecha son las amenazas a los jugadores, el apriete y la clásica balacera a la casa de la abuela de Maxi Rodríguez” nos explica un experto en seguridad. “Hay que estar tranquilos ante una derrota, porque al estar uno calmo puede divisar y diferenciar bien que auto le pertenece a cada uno de los jugadores y así poder escribirle en el capot con una ametralladora” confía el titular de cátedra de conductas violentas II de la universidad de Bebote.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top