Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Primer puesto: Gabriel Mercado (Jugador de River, Sin cuello, tortuga ninja, afianzado en la selección)

Segundo puesto: Luis Suarez (Jugador del Barcelona, goleador, mordedor)

Tercer puesto: Ramón Díaz (Entrenador de Paraguay, culo a prueba de balas, ojete blindado).

Selección.

El sábado se jugó el último partido de la fecha cinco de las eliminatorias y hoy sale este podio porque hay que estirarla como peinado de Pitana, ya que no está pasando mucho. Y en la fecha cinco, para nosotros la figura fue el sinco… el sin cogote de Gabriel Marcado que da día que pasa está más firme que poronga de Benjamín Vicuña, en la selección. En el partido contra Chile tuvo un gran despliegue, más ida y vuelta que la relación ente Lali Esposito y Mariano Martínez, tanto llegó al área que convirtió el gol que le dio los tres puntos a la selección en un partido que pintaba más feo que Ribery en bolas. Así el hombre que tiene el mismo cuello que una tortuga ninja se quedó con nuestro primer puesto.


 Un día volvió Luis Suarez de esa sanción que fue tan fuerte que solo le faltó estar recluido en Guantánamo picando piedras con los dientes. El goleador uruguayo volvió en un partido chivisímo de visitante contra Brasil. El conjunto dirigido por el termodefensivo de Dunda ganaba bien, hasta se podría decir que brillaba. Pero se durmió, Uruguay apeló a su mística y se lo termino empatando con gol de Suarez, así Uruguay “mordió” un puntito mucho más que inteligente.

Y nuestro tercer puesto es para Ramón Díaz. Ecuador venia pisteando como un campeón en estas eliminatorias, ganando todo lo que jugó. Con este antecedente recibía a Paraguay que nuevamente está siendo un equipo más duro que el Rifle Varela a la medianoche.  Paraguay pudo haberlo ganado pero Ecuador empató en tiempo de descuento y con la polémica de la posición adelantada de Mena. El conjunto Guaraní empezó perdiendo pero lo dio vuelta y fue allí cuando el conjunto local empezó a cascotearle el rancho a los dirigidos por Ramón que se salvó hasta el minuto 92 del empate. Más que un puntito inteligente, fue un puntito superdotado con coeficiente intelectual de 175.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top