Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Por el Nene (*)
Bueno, ya se fue la tercera. Una fecha a mitad de semana para que aquellos que laburan, no puedan laburar ni mirar futbol. Porque no se puede estar en dos cosas al mismo tiempo. No se puede querer mirar futbol y trabajar al mismo tiempo y si uno hace eso termina no haciendo ninguna de las dos cosas. Por ejemplo, está viendo el partido en la PC del trabajo y su jefe que no paso en todo el puto día, justito asoma la cabeza en el momento que vos abriste el partido. Usted mi viejo se apiolo justo y lo cerró rápidamente. Ahí vino el gol. En conclusión, para el jefe usted se está rascando las pelotas y además también se perdió el gol. No se puede estar en dos cosas al mismo tiempo y si no miren a los futbolistas de Newell’s por ejemplo: no pueden jugar al futbol y hacerle la cama a Bernardi al mismo tiempo. No se puede hermano.  Antes podíamos hacer todo a la vez, pero somos de otra generación mi viejo. En los partidos nosotros teníamos que jugar, divertir a la gente, escuchar las indicaciones de Toto Lorenzo, llevarle un café, hacerle masajes en los pies, firmar autógrafos, sacar a pasear al perro, y estacionarle el auto a 90° al presidente. Y lo hacíamos todo bien. Pero claro, ahora son todos pibitos que están con la cabeza en cualquier lado, así estamos mi viejo, así estamos.

Zona 1
Creo que Guede es el mejor entrenador que hemos tenido. Yo siempre lo banque con esa filosofía de ir para adelante, de poner muchos delanteros. Si lo critique en el empate contra Patronato fue por el calor más que nada, Pero a Guede lo llevo en el corazón. Tres victorias al hilo. Parecía que Olimpo se ponía 1-0, pero hubo mano de Acuña. Fue mano, no me discuta.  Muy bien Pitana, un genio y que cabellera que tiene.  Olimpo seguía peloteando hasta que Blandi puso la cabeza para meter el 1-0.  En el segundo tiempo y ni bien arrancó otra vez Blandi. MARTINO ANDATE, PERO ANTES CONVOCA A BLANDI QUE ES ARGENTINO. Que jugador. Igual Olimpo siguió atacando pero fue en vano. SIEMPRE TE BANQUE GUEDE.

Al inicio fue un partido de ida y vuelta.  Quilmes venia de recibir 9 goles en dos partidos y Banfield venia de perder contra Arsenal más emparchado que la cubierta de mi valiant. Así llego el primer gol por intermedio de Morales para el conjunto cervecero, el cual ahora ya no tiene como publicidad principal a Quilmes. Me dicen acá que ahora ya no se dice más “publicidad principal” sino “main sponsor”… Ajá, la onda es el inglés, comprendo… entonces te digo: shup up suckercock. Banfield pudo empatar a los 20 minutos pero Silva reventó el travesaño con un penal. En el complemento Quilmes se paró de contra y el Taladro empezó a atacar. Prichoda tuvo una y luego Quilmes inmediatamente otra por Elizari. A los 26 Erviti le puso una bocha en el cráneo a Silva, que por cierto es bastante grande esa capocha y puso el 1-1, resultado que no se movería.


Un embole mi viejo, muchos dirán que fue un partido para dormir, para mí todo lo contrario, veías este partido y no te dormías nunca más del cagazo que te agarraba de ver como maltrataban a la pelota. Sobre el final medio que se animó pero ya había dejado con ulcera de corneas a todos los espectadores.
Bien lo de Rosario Central, Coudet se está garchando a más gente que el peladito ese de Brazzers, me contaron eh, yo no suelo ver ese tipo de cosas pervertidas. Un primer tiempo interesante, con un tiro en el palo para independiente pero no tanto más. En el segundo tiempo vino la acción: Penal para el canalla, infracción tan infantil de Toledo que casi se la lleva el padre Grassi. Larrondo la cambio por gol. Independiente se fue todo arriba y ahí fue cuando Central de contra puso el 2-0. No hubo mucho más, Coudet sigue en lo más alto de la tabla.

El resumen del primer tiempo se basa en que Gimnasia tenía la pelota pero tenía menos situaciones claras que las causas de Boudou, pero a los 45 minutos apareció Walter Bou y puso el 1-0, otra que la familia Koriotto la familia Bou. En el segundo tiempo y ni bien empezó una guapeada de Faravelli puso el 2-0. A estas alturas el partido estaba medio liquidado pero apareció Bueno para generar que Raimundi putee un rato y que a troglio se le suban los huevos a la garganta. Sarmiento intento buscar el empate y Gimnasia liquidarlo, y fue donde otra vez apareció Walter Bou para liquidar el pleito. Rogelio Funes Mori ya le pidió a la familia Bou a ver si lo pueden adoptar para ver si hace algún gol.

Le basto un tiempo a Colón para tener puntaje ideal, estar puntero y golear a los piratas como Metallica con Napster. Mientras Olave se despertaba de la siesta, apareció Ruiz para poner el 1-0 a los tres minutos. Belgrano todavía estaba bajando del micro. A los 12 minutos lo rajaron a Franco por protestar un penal no cobrado. LA cosa fue que Lema le dejo un tatuaje de su botín a Lagos, hubo ley de ventaja y a Sperdutti lo agarraron en el área. Franco protesto más que Gago cuando le cortan la luz. El segundo gol lo hizo Alan Ruiz a los 34 y cerró la goleada dos minutos después Sperdutti. El segundo tiempo estuvo de más.

(*) No se coma el amague pibe, no es el Nene de verdad, es una parodia.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top