Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Por el Nene (*)
Seguimos invictos mi viejo, invictos de no ganar. Pero claro merecimos más, como si esto fuese una carrera militar y uno va subiendo por méritos. Pero también mostraron otra actitud, la cagada es si uno no gana eso sirve solo para entrar a Gran Hermano. Jugamos contra la peor Brasil  pero “merecimos ganar y hubo un cambio de actitud”. Lo mismo habían dicho lego de empatar con Paraguay. En la tabla al lado de la diferencia de gol, agréguenle una columna con eso de “merecimientos” y “actitud” por ahí sumamos algún punto. 2 de 9 y ahora nos toca Colombia de visitante, que es más jodida que mi suegra en la menopausia.  No sé en qué momento, Argentina se convirtió en el Banfield de Almeyda: un equipo que por momentos juega bien, ataca, ataca y ataca, pero no hace ni un gol o solo hace uno y no le sirve para nada porque el rival en un ataque se lo empató o se lo gano. Desde la Copa América que a Argentina le hacen un gol y se descajeta toda, no reaccionamos,  mi viejo.  Contra Paraguay ganábamos cómodos 2-0, nos metieron un gol y pum, terminamos 2-2. Contra Uruguay y Jamaica ganamos 1-0. Claro en semifinales ganamos 6-1 y cuando estábamos 2-0 nos descontaron. Pero es la excepción. Fíjese mi viejo que no ganamos ni 2-1, ni 3-2. No cuento los amistosos contra Bolivia y México.  Siempre digo lo mismo mi viejo, parecemos un moscón chocando contra el vidrio. Intentamos, intentamos y cuando parece que tenemos la ventana abierta viene un hijo de puta y nos tira veneno para cagarnos la alegría. Pero bueno, para algunos sigue siendo importante la posesión. Para ellos todo mi repudio e indignación, que eso está de moda.

Uno por uno.
Sergio Romero (5) En el gol estaba más tapado que el pitulín del hijo de Porcel cuando está en bolas, no pudo hacer nada. En general no tuvo mucho trabajo.

Facundo Roncaglia (6) Al pibe le puse dos notas. Una por el primer tiempo, la cual fue un 7. No lo dejo en paz a Neymar, no lo dejo darse vuelta y hasta tuvo un remate/centro/le di a donde pinto que complico a Alisson. La nota por el segundo tiempo fue un 4.  En el gol de Brasil, Douglas Costa cabeceo más solo que Armando Pérez consiguiendo votos para presentarse a presidente de la AFA.

Nicolás Otamendi (7) Lo mejor de la defensa junto con Funes Mori, claro siempre y cuando no se tome en cuenta su peinado.

Ramiro Funes Mori (7) Hizo lo contrario que el peluquero de Neymar: cortó bien y no se equivocó. Hasta subió.

Marcos Rojo () Desde la rabona que tiro en el mundial que para mí es el mejor de la tierra.

Lucas Biglia (6,5) Si esto fuese política, él sería aquel que sale carteles, a pintar. Hace el trabajo sucio y silencioso como Stroker.

Javier Mascherano (6) Un primer tiempo donde estuvo más impreciso que Michael Fox sacándose una selfie. En el segundo repunto con huevos en los momentos claves.

Éver Banega (6 mochilas) Un primer tiempo más productivo que la máquina de humo de Caruso.  Se asoció con Di María, en el segundo tiempo tuvo esa que pego en el palo y desde allí decayó.  

Ángel Di María (8) Enorme como sus orejas. Como siempre, corrió y comando la mayoría de las contras. Un primer tiempo donde lo tuvo de hijo a Filipe Luis quien pegó más que Matías Alé en un brote psicótico.

Gonzalo Higuaín (6) Si el Pipita ligara el 1% de lo que ligó Palermo en su carrera, tendría más goles que Pelé, Romario, Maradona, Batistuta y todos los goleadores que se comió tu hermana. Lo mejor fue la asistencia al Pocho Lavezzi.

Ezequiel Lavezzi (7) Jugó un muy buen partido. A la hora del gol tuvo más viveza que el representante de Maxi López.

Nicolás Gaitán (5) Entró por Lavezzi, recupero una muy buena que luego perdió por correr derechito al arco. Nada más.

Erik Lamela (-) Paso más desapercibido que el ciclo de Batista al frente de la selección.

Paulo Dybala (-) Entra para que los rivales se distraigan golpeándolo. 

(*) No pibe, no te comas todos los amagues. No es el Nene posta

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top