Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Por Ale Apoesia (*)
Densos nubarrones se acercan en el celeste cielo de la AFA, son los nubarrones de las elecciones. Tal vez no sean nubarrones sino humo, humo sagrado que traen consigo las vanas promesas electorales de Segura y de Tinelli. La argentina voto un cambio. Cambio quieren en la AFA también. Yo quiero cambio porque fui con un billete de $100 al chino y no me quiso vender un Jorgito.  Pero luego del ballotage volvió el futbol grande y grande es la esperanza de los equipos de poder regodearse en un mullido asiento de avión para volar por Sudamérica y lograr la tan ansiada copa Sudamericana. El fútbol se despide cual cabellos de la cabeza de Bastia brillando cual luna llena en medianoche. Ya se van Cocca, el Melli, por ahí se va el Vasco si no gana Angelici. Ya se acerca nochebuena, ya se acerca navidad, tengo hambre nene.

Rompe Pepe. Pepe rompe pelotas en la red. Pepe pega y paga con goles. Pepe es Sand. Pepepepepe pepepepe celebran los hinchas del tiburón. Pepe cumple y Pepe rompe redes. 28 minutos el primer gol para el conjunto de Mar del Plata. Qué lindo es estar en Mar del Plata en alpargatas con mucha plata y medito en la sudamericana que nos plata. Empato Britez pero el Pepe Sand cual sapo Pepe aparecería para romper la red y poner el 2-1 y ahora esperar a Banfield.


Quilmes que enarbolo una seguidillas de victorias cual Napoleón en sus batallas choco contra su Waterloo contra Olimpo, el olimpo de los dioses el Olimpia de Julio Ricardo. El triunfo de Olimpo fue trabajoso, sudoroso y Amoroso a los 29 del segundo tiempo. Un encuentro donde prevaleció el juego brusco, y la pierna fuerte donde los 22 guerreros desenfundaron sus armas en el vede césped y yo voy a desenfundar mi arma en el blanco baño puesto que me estoy menado, nene.

Cómodo cual Bielsa con jogging ganaba frente a Newell’s. Los soldados del balompié se desplegaron en el verde césped.  Nicolás Aguirre abría la cuenta de cabeza. Lanús iba al frente cual jovencito que va al boliche y quiere ponerla. Newell’s era desprolijo cual peinado de Turus. Lanús llego al segundo con un gol en contra de Cáceres.  Pudo ponerse a tres goles de diferencia pero Ursain tapo un penal cual arteria se tapa de colesterol. Entonces llegó el gol de Denis Rodríguez y a Lanús se le complicó y a Newell’s también, porque no sabe qué hacer cuando pasan esas cosas. Termino el partido y gano Lanús que va sacando pasaje para disputar de nuevo la Sudamericana, una sana costumbre como la de Guillermo y las quejas.

Oh cuanto dolor, cuando dolor de ojos, nene. Un partido en el que ambos no tenían ganas de jugar. Los muchachos ya estaban de vacaciones. Pero apareció él, Juan Cazares y le pego un sablazo grande como su sable corvo de carne. GOLAZO, nene, golazo. Argentinos lo pudo empatar pero el palo se lo negó. No paso muchos más fue un gol de otro partido, de otro torneo de otro mundo nene.

(*) No tengas miedo nene, cualquier similitud con un personaje de similares características es coincidencia.

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top