Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Primer Puesto: Facundo Sava (Entrenador de Quilmes, colorado no mufa, sumador de puntos)

Segundo Puesto: Eduardo Coudet (Entrenador de Rosario Central, Hincha, demente, efusivo)

Tercer Puesto: Sebastián Leto (Jugador de Lanús, luchador, Daniel Osvaldo del Conurbano)

Un primer puesto que venía pidiendo pista era Facundo Sava, unos de los pocos colorados del fútbol donde los hinchas no llevan automáticamente la mano al izquierdo cuando lo ven. El entrenador de Quilmes es el candidatazo a llevarse el Caruso Lombardi de oro de este 2015. Pero no por vender humo o aparecer en cámara, sino por sumar y sacar del abismo a Quilmes. Si bien no estaba tan comprometido con el descenso, el cervecero tenía menos volumen de juego que Bastia volumen de cabello. Anímicamente venia peor que un emo un domingo por la tarde. Pero lo agarro Sava y ahora Quilmes tiene una autoestima más grande que la del Gigoló. Quilmes llegó a los 28 puntos y es más que seguro que ya se olvide de los promedios, al menos por este torneo. En cualquier momento lo llama Massa como asesor para ver si sube algunos puntos en las encuestas.

Después de la plancha que hizo Central al ganar el clásico llegó un partido crucial para el conjunto del Chacho Coudet: Belgrano de Córdoba. Equipo que al igual que el canalla viene en el pelotón de los de arriba y quiere meterse aunque sea en la liguilla pre libertadores.  Era un partido entre dos candidatos a ello. Y ganó Central, ahora suma 39, tiene al goleador del campeonato y se va metiendo en esa amorfa liguilla que volvieron a resucitar desde la AFA.

No nos importa su look danielosvaldizado, ni siquiera nos importa que haya jugado un poco más de media hora o que no haya gravitado demasiado en el juego. Lo que verdaderamente nos importa es que Sebastián Leto haya vuelto a jugar. Luego de aquel accidente y de dos operaciones que lo tuvieron realmente mal nos deja contentos su vuelta. Contra Huracán jugó su primer partido luego de ese accidente que tuvo en un gimnasio. Si bien se lo vio falto de ritmo, lo importante es que se lo vio con ganas y motivando al resto. Salud estimado.

Aprovechamos que está es la sección "buena" para enviarle un fuerte abrazo a Torrico y a su familia en este momento tan duro. 

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top