Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Arriba: Arsenal de Sarandí (Huérfano); Adrián Napolitano (Panadero, boludo a pimienta, tirapimienta, amigo de Brancatelli); Rodolfo Arruabarrena (Entrenador de Boca, Tribunero, Guillermobarrosschelottizado); Termos (Rompebolas, cabeza de tacho).

Abajo: CONMEBOL (Gordos vestidos de traje, ladrones de la ilusión del sobrino de Osvaldo, lights, demorones); Periodismo (Manga de Doñas Rosas, petardistas, termos, mercenarios, amarillistas); Daniel Osvaldo (Exportador de humo, tuitero); AFA (Agrupación de forros argentinos).

Selección
Tanto se habló del escritorio esta semana que Arsenal no quiso ser menos y perdió los tres únicos puntos que había sumado de una en el partido contra Newell’s. Claro, se aprovecharon de la condición de huérfano del conjunto de Sarandí. Así como Scar se aprovecha del pobre Simba una vez que queda huérfano, la AFA se está aprovechando de la orfandad del Arse. Pero “Mufasa” acá es el mismo conjunto de Sarandí, porque le pasan todas juntas desde que su protector/fundador/benefactor/cuidador, Julio Grondona, se fue de gira. Veamos: Merlos todavía sigue adicionando tiempo, Óbolo no quiso volver, se quedó sin técnico y ahora el único partido que gana se lo sacan por la mala inclusión de Leandro Godoy. Otra, si bien esto fue un proceso previo, a Caruso lo mandaron a hacer un curso para hombres violentos por maltratos a su ex mujer, justo en la misma semana que firma como entrenador. En cualquier momento tenemos una novela mexicana protagonizada por Thalia haciendo de Arsenal.

La estrella de la semana no fue ni Samid con su baile en lo de Tinelli, tampoco Messi con su nuevo campeonato de Liga y ni siquiera Tévez con la Copa Italia. La estrella de la semana fue Adrián Napolitano, mejor conocido como “El Panadero”. Le faltó salir en el Bailando o pasearse en culo en la casa de Gran Hermano.   La vedete de la semana le dejó un mensaje en el celular al preiodista de TyC y Olé, Gustavo Grabia, donde dejo frases de antología como: “la verdad que lo que hice fue sin darme cuenta (…) Pensé que no había cámaras, no creí que iba a llegar a tanto”. Hasta Palacio hubiese definido mejor ante una situación tan extrema. Al rato de conocerse las filmaciones del momento del hecho circularon imágenes del Panadero junto con Brancatelli, con candidatos kirchneristas y también con el oficialismo de Boca, una especie de Patricia Bullrich termo este muchacho. Brancatelli al saber de esto la reventó al lateral como lo hacía Laspada en Olimpo. Así como hay gente alérgica al panadero, parece que el futbol también es alérgico a él, porque se brotó todo. Aún no sabemos si es un pelotudo, un nabo, un infeliz, un barra, un boludo, un hijo de mil putas, un salame, un delincuente, un antisocial, un termo, un cuatro de copas, un tarado, un estúpido, un mercenario, un forro, un violento, o todo esto junto. Lo cierto es que cagó a Boca y a todo el fútbol argentino. El romance de este amasador de panes y quilombos en estadios, vivó un raid mediático donde el periodismo se sintió más a gusto que Chicharito en el banco de suplentes. Fue una verdadera “cadena nacional del termo”. Hubo periodistas que con voz de gravedad sostenían que la familia del Panadero tenía miedo porque no solo lo buscaba la policía al señor Napolitano, sino que también la doce para ajusticiarlo. Hasta aquí puede ser coherente, pero el tema es que luego mostraban un paneo general de la casa, de la panadería, de la cuadra… Daban datos como localidad, dirección, entrecalles… No, no hay remate.

En la semana Rodolfo Arruabarrena brindo una conferencia de prensa donde dejo a más gente caliente que el video en el viñedo de Silvina Luna. No solo a gente hincha de River, sino de otros equipos y también de Boca. Vayamos por partes, como dijo Segura mientras desarmaba el plantel de Argentinos Juniors. ¿El Vasco Arruabarrena de que equipo es entrenador? De Boca, perfecto. ¿Entonces como no se va a enojar por la eliminación de Boca en el escritorio de la CONMEBOL? Más vale que va a querer jugar y a tirarle mierda a los dirigentes de River que pidieron los puntos. El pequeño problemita es que olvido un detalle: el incidente del gas pimienta. ¡Por supuesto que los partidos se ganan dentro de la cancha! Pero cuando un pelotudo/violento hizo lo que hizo, es algo que va más allá del partido. Hay formas y formas de decirlo. El Vasco quiso ser más  tribunero que el Papa Francisco recibiendo a cualquier boludo que va con una camiseta al Vaticano. Quedó más en off side que Rogelio Funes Mori desde que empezó a jugar al futbol. También quedó como tribunero,  y lamentablemente como un poco como forro.

Y acá nos ponemos más serios que Falcioni en la cola del pago fácil. Coincidimos rotundamente con eso de que “los puntos se ganan adentro de la cancha”, sino formemos un equipo de abogados y gana el que tiene más rosca. ¿Pero cuando pasa algo como esto, que mierda hacemos? Sancionando al club, pagan todos. Desde el hijo de puta que cometió el incidente, hasta el padre con sus chicos que se rompió el culo para pagar su entrada y la de sus pibes ¿Es justo? No ¿Si no se sanciona nada, es justo para club agredido? Tampoco ¿Entonces? Y… falta poco más de 15 años para que se cumplan 100 años de profesionalismo. Los incidentes y suspensiones de partidos datan de mucho antes. Si hasta ahora no hay justicia, es que nuestros abuelos, nuestros padres y nosotros venimos haciendo algo mal….

El sábado hubo algo que se vivió como una final, una final por penales pero en un escritorio. Duro alrededor de seis o siete horas. Estamos hablando del famoso comunicado de la CONMEBOL comunicando la sanción a Boca, demoro más que Sand en darse vuelta y pegarle al arco. La sociedad futbolera se dividió en dos: aquellos que esperaban una sanción ejemplificadora y los que esperaban que se termine de jugar el partido. La espera se hizo tensa y fue cuando el periodismo empezó a vender humo, a poner en plazo fijo, a regalarlo, a exportarlo. Desde la quema de pastizales del 2008 que Argentina no tuvo tanto humo junto. Que a Boca le podrían dar dos años sin competiciones sudamericanas, que los goles iban a ser para Barovero, que a Angelici lo iban a obligar a usar las letras eses, que a Crespi lo iba a obligar a terminar el secundario… De todo. Hasta que por fin se supo la sanción y ahí es donde entraron los termos. Hordas de termos boquenses y riverplatenses la termearon en una escala de 10.00 en la escala de Alaluf. Allí el hermoso periodismo se dividió otra vez: Los indignados por lo light del fallo de la CONMEBOL y los indignados porque a Boca lo dejaron afuera. Pero eso sí, coincidieron en una cosa: en compilar todos los paints marginales y afiches termos para rellenar páginas con: “los hinchas de River/Boca se burlaron de su clásico rival con estos ingeniosos afiches. Entrá y mira cuales son las memes que con las que rellenamos una nota y negreamos un poquito menos a un pasante que zafó de escribir”. Angelici con una cintura política envidiable —porque la otra cintura desapareció hace años—, la saco baratísima. Si hubiese estado Chacarita, Almirante, Laferrere o Chicago en su lugar, lo más probable hubiese sido que le sacaran 2.000 puntos, le rematasen la cancha y a los jugadores de castigo los mandaban de alcanzapelotas a todos los partidos donde juegue el Gato Sessa.

Mientras cinco gordos de traje le robaron la ilusión al sobrino de Daniel Osvaldo, un proyecto de hipster eurobonaerense fumador la levanto en palo por tribunearla fuerte. No Osvaldito lindo, no fueron cinco gordos fue el panadero y once boludos más. Está bien, es fácil caerles a los dirigentes de la CONMEBOL porque son mafiosos, garcas, hijos de putas, antifutbol, etc. Pero esos cinco gordos corruptos hicieron pasar a River porque 12 flacos boludos vestidos con los colores de Boca se mandaron una cagada más grande que el gordo de Iveco. Y si hablamos futbolísticamente del “Dani”: un drone hizo más en un superclásico que Osvaldo en todos los superclásicos. Aguante el humo, caretas.

Tuvo que morir Emanuel Ortega para que la AFA y esos hijos de putas que tenemos por dirigentes muevan el orto y ahora en 90 días acondicionen todas las canchas ¿Quién va a ser el encargado de eso? Santa Monica. Si otro negocio en puerta. Para arreglar las cosas en la AFA, no es necesaria una intervención. Bastaría agarrar a todos los hijos de puta del comité ejecutivo y que como un hincha o un jugador más, estén adentro de un campo de juego de la D, la C o la Primera B todos los putos fines de semana. Ahí sí, van a saber lo que es sufrir. 

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top