Slider[Style1]

Style2

Style3[OneLeft]

Style3[OneRight]

Style4

Style5

Primer Puesto: Gabriel Mercado (Jugador de River Plate, jugador de la selección argentina, sin cuello, falto de pescuezo)

Segundos Puestos:
Matías Almeyda (Entrenador de Banfield, ex entrenador y jugador de River, experto en ascensos, ex deprimido)
Digo Cocca (Entrenador de Defensa y Justicia, ex jugador de River, futuro técnico de Newell’s Old Boys, apellido para chistes fáciles)

Tercer Puesto: Diego Simeone (Entrenador del Atlético de Madrid, ex entrenador de River, Estudiantes y Racing, fachero)

Fue una semana perfecta para Gabriel Mercado. El jugador con el mentón casi pegado al pecho, no porque sea tímido sino porque no posee cuello, vivió unos días inolvidables. Primero Sabella lo convoco a la Selección Nacional y luego se corono campeón con River. Mercado —apodado por algunos como el “nuevo Garce”, en cualquier momento pelan una bandera con “Mercado: Trae cuellos y quédate con uno”—  demostró en la cancha  el porqué del llamado de Sabella. No solo se desempeñó bastante bien, sino que además prolongo su racha goleadora y puso el segundo gol de River. Todo le salió bien al oriundo de Puerto Madryn: Lo llamo Sabella y salió campeón. Solo falta que le crezca un cuello y es Gardel con guitarra eléctrica y con la sinfónica de Londres atrás.

Se definieron dos ascensos en el Nacional B. Uno fue para Defensa y Justicia y el otro para Banfield. Curiosamente ambos equipos tienen una propuesta ultra ofensiva en una categoría donde reinan los rústicos que pican y bajan cordones a puntinazos. Diego Cocca logro algo histórico con el “halcón” de Varela, haciéndolo subir por primera vez a la máxima categoría del fútbol argentino. Cocca que la viene remando desde hace años con el tema del promedio ya tiene todo arreglado para dirigir a Newell’s. El otro gran ganador del Nacional B, es Matías Almeyda. El entrenador oriundo de Azul, otra vez hizo subir a un equipo a la primera división. La primera vez fue a River, y en esta oportunidad a Banfield. El ahora si pelado —se rapo luego de ascender el jueves—, ascendió dos equipos de dos dirigidos. Si Navarro Montoya, tocaba un equipo y lo hacía descender, Almeyda lo toca y lo hace ascender.

Diego Simeone se corono campeón de la liga española en el mano a mano contra el Barcelona y es el entrenador sensación de Europa. En un partido en el que por momentos su equipo parecía que perdía, se guardó atrás y empezó a golpear de contra. Logro así ganar una liga que le era esquiva al “Aleti” desde el ’96. El “Cholo” salió campeón en todos los equipos que dirigió, salvo en Racing, en donde no le tuvieron fe y en San Lorenzo que era un quilombo institucional. 

«
Siguiente
Entrada más reciente
»
Anterior
Entrada antigua

No hay comentarios:


Top